Últimos Artículos:

Expediente Warren 2: El Caso Enfield

‘Aplicando la fórmula’

Dirección: James Wan | Guion: James Wan, Chad Hayes, Carey Hayes y David Leslie Johnson | Reparto: Vera Farmiga, Patrick Wilson, Frances O’Connor, Madison Wolfe, Lauren Esposito | Fotografía: Don Burguess | Música: Joseph Bishara |  Año estreno: 2016

‘Expediente Warren’ funcionó como una especie de compendio de todo el trabajo de su director en el género de terror. De Insidious’ heredó las influencias de Poltergeist’, añadiendo a la mezcla un toque de ‘El Exorcista’. De la magnífica ‘Silencio Desde el Mal’, tomaba ese cierto aire de antología de terror, de relato de género sin complejos. E incluso aun podríamos rastrear cierto gusto por la truculencia (muy atenuado, eso si) que la podría emparentar con ‘Saw’. El resultado, no obstante, logró brillar con luz propia, convirtiéndose en la cinta mas accesible de su director y en uno de sus mayores éxitos. Ahora, después de la fallida, aunque rentable, ‘Anabelle’, nos llega la obligatoria secuela, contando de nuevo con Vera Farmiga y Patrick Wilson como el matrimonio Warren.

Hay dos características que definen el cine de terror de James Wan. La primera, es su intención de generar universos cohesionados en torno a sus películas. La mitología que las sustenta es intrincada y expansiva, sugiriendo siempre que aun nos queda una capa mas que descubrir. Las dos primeras entregas de ‘Insidious’ establecían un dialogo referencial que aumentaban exponencialmente las posibilidades de su mundo. La primera ‘Expediente Warren’, por otra parte, ya tenía hechuras de serie, dejando a sus protagonistas listos para investigar nuevos casos y su universo poseía suficiente empaque como para propiciar un spin off sin contar con ellos. El segundo rasgo mas relevante es la pericia de Wan manejando los resortes del género. Su bolsa de trucos es limitada, pero su talento a la hora de aplicarlos y su gusto al dosificarlos salta a la vista. La malicia del director al manejar el espacio y el fuera de campo sigue intacta, pero también es verdad que su trabajo empieza a adolecer de cierta falta de imaginación. Tal vez sea por su obsesiva insistencia en los tropos de la casa encantada, o por la repetición de ciertos esquemas, el caso es, que, aun sin perder su efectividad, la formula Wan empieza a necesitar renovación.

Expediente Warren 2

© Warner Bros. Pictures

Donde si hay renovación es en los temas. Nuevamente Wan juega a hacernos creer que estamos viendo varias películas distintas para luego corregir el rumbo mediante volantazos de guión. Lo que empieza como un remake de la primera entrega, pasa a ser una versión de ‘El Exorcista’ en clave proletaria y a devenir en un relato sobre la fe y la búsqueda de la verdad. Tras un prologo ambientado en el caso de Amityville, nos encontramos a unos Warren cansados, que se cuestionan a si mismos. Estas dudas pasan a ser parte central de la historia, aunque el guión esquiva hábilmente el tema religioso para enfocarse en las visiones de Lorraine Warren y en la naturaleza de la relación con su marido. Algo que resulta muy de agradecer, ya que, a pesar de algunos golpes de efecto interesantes y de un atinado sentido del ritmo, la trama es muy inferior a la de la entrega anterior. Es en su necesidad de apelar a los hechos reales donde la formula se resquebraja. El delicado equilibrio necesario para jugar entre la ficción y la versión oficial, constriñe a menudo la historia, impidiendo que adquiera ese punto de locura que a veces parece necesitar.

Si el valor de la cinta se sustenta en gran medida en la solidez de sus personajes, buena parte del mérito corresponde a sus interpretes. Wilson y especialmente Farmiga, vuelven a sacar petróleo de sus personajes, aportándoles humanidad y una química verosímil. Los Warren cinematográficos son una pareja de personajes francamente interesantes. La fe inquebrantable de ella y el valor insensato de él los sitúan siempre en el curso de acción mas divertido para el espectador. Es una forma inteligente de convertir en héroes a dos personajes cuyas contrapartidas reales resultan como mínimo cuestionables. El resultado es esencial para hacer al espectador entrar en el juego que propone ‘Expediente Warren 2: El Caso Enfield’, un juego que aunque ya empieza a cansar, aun sigue siendo divertido.

Expediente Warren 2

© Warner Bros. Pictures

Acerca de Davor Padilla (17 Artículos)
Davor Padilla vende discos y películas. A veces también ve alguna y discute enérgicamente sobre ella. Planea mudarse a una piña en el fondo del mar, pero entre tanto vive en Sevilla.

¡Déjanos tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s